Sin categoría

COMPUTADORAS. EL ANTÍDOTO ANTI TODO.

Mi relación con las computadoras se remonta a los lejanos días de la década de los ochenta del siglo XX cuando casi cada domingo acudíamos, en familia, al Aurrera de Toluca, después de visitar a los abuelos en Almoloya Del Río el celebrity blanco conducido diestramente por mi papá, se enfilaba por Pino Suárez e Isidro Fabela a la tienda de autoservicio en la que, cada ocasión yo suspiraba con 2 objetos de mi afecto, las computadoras súper modernas en las que tentoneaba sus teclados y las raquetas, acto seguido y de vuelta en la realidad mi tarea casi siempre era ir a formarme al pan por las 10 teleras que me encargaba mi mamá, mientras ella se formaba por los embutidos. Durante la semana que apenas iniciaba, me encantaba fantasear de vez en cuando con ser un chico computarizado, como en la serie de canal 5 (https://youtu.be/YMVW_dc_g08 )y claro con tener mi raqueta de Jimmy Connors.

No fue sino hasta 1995 que la familia tuvo su primera computadora con Windows, office e impresora láser, un sueño hecho realidad.

Ya para el 2000, había comprado 20 computadoras, incluida mi propia laptop ultra delgada para la aventura que, junto con mis amigos, iniciamos en Internet haciendo páginas para candidatos, después tuve un ciber café y una escuela de computación y también lo perdí todo, errores de novato.

Batallé mucho para volver a tener una laptop, pero eventualmente lo logré, ahora la uso cada vez menos, pues mi compu con todo y su tiburoncito pegado a lado de la manzana, ha pasado a ser parte de la fuerza de ventas thermomix. 🤷🏾‍♂️

En el mundo laboral mi primer trabajo no incluía computadora, apenas y me lograron improvisar un escritorio y una silla -todo para hacerme sentir bien recibido- al lado de la recepción de aquella Unidad Jurídica, la compu vino después, y vaya que le di uso, proyectos de resolución a recursos de revisión e informes circunstanciados a recursos de apelación, juicios de inconformidad, de protección a los derechos políticos electorales del ciudadano y de revisión constitucional electoral, quedaron registrados en aquel equipo.

Con el tiempo en otro de mis empleos, tuve la fortuna de ser el encargado de tecnologías de la información, cuando me plantearon el proyecto de comprar 3000 computadoras, lo primero en lo que pensé fue en los usuarios y sus necesidades, después en los espacios físicos, los gastos colaterales, la infraestructura de conexión (cables, concentradores, etc.) y los recursos humanos para atender cada solicitud de apoyo técnico. Por todos lados era innecesario e inviable.

Mi propuesta fue, crear módulos de trabajo con un gran servidor (era 2008 todavía no teníamos acceso a los servicios de la nube que comenzaba a gestarse), que los usuarios que no ocuparan la computadora como primera herramienta de trabajo, recurrieran al módulo disponible, accedieran a su cuenta, realizarán su trabajo, lo guardarán, imprimieran, etc. diseñé la propuesta con pantallas planas y por cada módulo de 8, una computadora con usb, dvd, bocinas, etc. para cuando era necesario. No era una ocurrencia, como responsable también del área de planeación, sabía que las computadoras eran usadas el 90 por ciento de las veces para escribir textos, solo en las áreas técnicas y periciales se requería de otro tipo de programas y aditamentos. La propuesta representaba un ahorro y una transformación en la cultura laboral del lugar, que por cierto vivía una etapa de modernización en su agencia central, sin embargo no prosperó y tuvimos que continuar con la idea original. Al poco tiempo comenzó a ponerse de moda el arrendamiento de computadoras y sistemas de fotocopiado, con sus pros y sus contras, permitió equipar de buena manera a muchos servidores públicos de todos los niveles y de muchas partes del país.

El presidente amlo ha propuesto que -para empezar- los trabajadores de la Secretaría de Economía reduzcan en un 75 por ciento su equipamiento de cómputo, es decir, por cada 4 equipos existentes y utilizados ahora, pretende dejar solo 1, que si bien es cierto con planeación, organización y estrategia, podría funcionar en algunos casos, la medida, ocurrencia diría yo, no obedece a análisis, estudios o al entendimiento claro del funcionamiento de la dependencia sino más bien a una decisión muy al estilo del mandatario: ¿porqué tantas computadoras?, son muchas, no son necesarias, eso es un despilfarro, ese dinero debe usarse en otra cosa, le diría el presidente a su secretaria de despacho.

Y así, sin entender ni conocer el funcionamiento de la administración pública, la 4T desmantela sin razones justificadas y sin prever absolutamente nada, las instituciones que tardaron décadas en forjarse, toma decisiones que no solo limitan las herramientas, ya de por sí austeras de los servidores públicos, sino que pone en riesgo la viabilidad de los servicios que ofrecen.

Y si, los próceres de la patria no usaron computadoras, por una sencilla razón, porque no había, seguramente de haber existido las herramientas tecnológicas que tenemos hoy, la guerra de independencia hubiera durado unos cuantos días y la consolidación de la República apenas unos años y estoy convencido de que todos hubieran optado por utilizar todo lo que tuvieran a su alcance para lograr sus cometidos, porque en realidad, así fue.

Sin embargo, la comparación irracional e insensata lanzada por el mandatario, vuelve a poner en evidencia que su objetivo no es ser un Presidente de resultados, crecimiento y desarrollo, sino una continuación del candidato que anti todo, pretende ser un antídoto.

Estándar
Sin categoría

Trump- AMLO. El encuentro que podría cambiarlo todo.

La visita salió bien.

Sabíamos que no tocarían temas álgidos, que amlo no entregaría un ejemplar de su libro, del que seguramente Trump tiene conocimiento, pero ¿qué más da? Para él cualquier publicidad es sensacional, se preveía un escenario penoso, en el que la figura presidencial mexicana saldría abollada, pero no fue así.

Ahí en el legendario jardín de las rosas de la casa ubicada en avenida Pensilvania 1600, los halagos, los agradecimientos y los adjetivos de admiración y respeto fueron lo común, Trump fue dulce, digamos que hasta cariñoso, vale la pena ver cómo miraba a AMLO, seguramente ve al mexicano como alguien fuera de serie, un apóstol, un verdadero luchador social, que combate contra lo peor que le dejaron sus antecesores, un adalid anti sistema, y lo ve así porque se refleja en él, a pesar de las grandes diferencias, los une su gran capacidad de conectar y entenderse con un amplio sector del electorado.

Justo a tiempo, antes de la cena que tendrían con empresarios (esos a los que Andrés desprecia en público pero apapacha y escucha en privado y a los que Trump ve como iguales y por ende en algunos casos aliados y en otros rivales, Business are Business) llegó un regalo directo de la Florida, la detención de César Duarte, el exgobernador de Chihuahua, perseguido por muchas causas penales locales de su estado y una federal, señalado, más allá de su cuantiosa fortuna, de sus interminables ranchos, por haber mochado los sueldos de los funcionarios de su gobierno para, supuestamente, mandarlo al PRI, lo que por cierto le costó la expulsión del Partido.

Así, seguramente en el primer plato, los jitomates de verano con emulsión de ajo negro, ya se hablaba con entusiasmo del tema y el idilio continuaba, promesas de inversión por aquí, promesas por allá, no duden que hasta ya entrado el postre el avión que no tiene ni Obama se hizo presente en la charla. Y ahí, alejados, muy alejados de la dura realidad que viven millones de sus gobernados, sin sana distancia, sin cubre bocas -por supuesto que cada asistente tuvo que pasar el protocolo-, ahí, en la morada más representativa del mundo occidental, aquellos dos, se sintieron cómodos y listos para lo que viene.

Si conectan de hit y Trump atenúa su discurso con los 36 millones de mexicanos que ya están allá y los incluye en la población que quiere proteger de los caminantes más allá del muro, habrá logrado el cometido de llevar, al todavía popular presidente, a recibir elogios, ¿quién sabe?, pero en una de esas, les sale su jugada.

No solo Trump, sino sus estrategas saben perfectamente bien que dividir les funciona y parece que ahora nos va a dividir a los mexicanos, fíjense que curioso, en su territorio buscará el apoyo de los “mexican americans”, a quienes buscará echar en su bolsa izquierda, manteniendo en la derecha a su base, a la que le seguirá hablando como sabe, alabando el muro, grande y bello y exaltando su nacionalismo, 2 discursos, un mismo mentiroso. De este lado, la base de Obrador comenzará a ver a Trump diferente, porque su líder ya no lo ataca, ya son iguales, son amigos.

Mientras tanto el Covid19 siguió su paso aterrador y desolador, Guanajuato siguió violento, la confusión es lo que domina en las reaperturas comerciales, nuestro sistema de salud agoniza, vamos de bajada rumbo a una crisis económica durísima, pero si, la reunión de los presidentes, salió bien.

P.D. Si a todos los simbolismos que envolvieron la visita les hubiera faltado algo, ya de regreso el presidente de México, hará escala ¿en dónde creen? En Miami, donde precisamente ayer detuvieron a Duarte.

Estándar
Sin categoría

PRETÉRITO PERFECTO.* TWITTER E INDEPENDENCE DAY.

Despedir a un ser querido siempre es difícil, no importa la edad o las condiciones de la partida, la sensación de vacío es irreparable, pero hacerlo en esta época, en la que el duelo no cruza por nuestros tradicionales rituales del velorio y el sepelio, es decir, los servicios fúnebres y el posterior novenario es todavía más difícil porque se convierte en un acto personalísimo que se mezcla con las multitudes de asistentes a las misas virtuales colectivas, que además, dan cuenta de la gran cantidad de personas que, por razones de la pandemia o cualquier otra, se han ido.

Así padecieron mis queridos sobrinos Melanie, Ivor, Edwin y Sidney y mi cuñada Marcela, la partida de su papá y esposo, Carlos Elizalde Sánchez, a quien despedimos la madrugada de un lunes encaminando sus cenizas esa misma tarde, en un recorrido sin carroza, que no estuvo exento de faltas de respeto por algún simio del volante y en un novenario virtual en la página de facebook de la Iglesia de El Ranchito.

Carlos, con quien desarrollé (pretérito perfecto) una buena amistad, consolidada con los favores que solo te hacen los mayores que te aprecian y afianzada con sus consejos, charlas y compañía, me encargó (pretérito perfecto) expresa y tácitamente al buen Ivor, con quien ahora me une, además de nuestro vínculo familiar, una verdadera amistad, somos cómplices, hermanos y contamos el uno con el otro, básicamente por que su papá así lo quiso.

Hoy Carlos ya no está y se ha convertido en pretérito perfecto, para su entrañable familia, para quienes lo quisimos y admiramos y hasta para los que no, porque Carlos, enseñó, ayudó, guió, educó, viajó, disfrutó, cocinó, construyó, ahorró, preparó, cuidó, acompañó, festejó, dialogó, charló, escribió, leyó e hizo, creo yo, todo lo que quiso, tal vez le faltó encaminar a Mella en el altar, pero si supo reconocer en Ulises, su novio, a un buen hombre, desde luego que le quedaron muchos pendientes, pero ahora, ya como pasado perfecto, Carlos pasa al nicho exclusivo de quienes se han ido y han hecho las cosas bien.

Deja una familia triste, pero unida y fuerte, un Suomi (hijo de Boly) desolado, amigos confundidos pero satisfechos, generaciones y generaciones de alumnos -que fue su vocación- preparados y agradecidos, siempre con algún comentario al margen, duro, fuerte, exigente, pero aprendí (pretérito perfecto).

El pasado perfecto de Carlos es ahora el futuro incierto de Luciana, su nieta, que crecerá con las historias de su abuelo, con quien tendrá muchas fotos y anécdotas que una y otra vez, su abuela, sus papás y sus tíos le repetirán ante su asombro cada vez, por haber tenido la dicha de conocer a su amoroso abuelo.

Que en Paz Descanse, el Doctor Carlos Cebarút Elizalde Sánchez.

*El pretérito perfecto simple (también llamado pretérito absoluto, pretérito indefinido, perfecto simple, pasado simple, pretérito perfecto absoluto, pasado, indefinido y pretérito) es un tiempo absoluto de aspecto perfectivo, pues la acción enunciada se considera terminada o de modo global. Es característico de las lenguas romances, en las que contrasta con el pretérito imperfecto. En los textos literarios, este pretérito presenta los hechos puntuales que hacen avanzar la historia.

TWITTER

Nadie escapa a la maldad de Twitter, esa red social que es la continuación de los medios tradicionales y la arena pública digital en la que padeces por ser tendencia, en la que se te re bautiza con un “#” y en la que cualquiera puede ser linchado, lo mismo político, comunicador, miembro de la farándula o célebre desconocido, quien se mete con la bestia, seguramente saldrá raspado, así lo vivieron en carne propia el Presidente AMLO y su esposa, el mero día de su festejo por el segundo aniversario de su triunfo electoral, ya todos conocemos el detonante y las circunstancias de la noticia, pero vale la pena reflexionar sobre la falta de empatía y la visceralidad de la familia presidencial, que ha resultado ser temperamental y vengativa.

INDEPENDENCE DAY.

Si la invitación a Trump candidato en 2016 fue desconcertante y penosa, el viaje de AMLO a Washington lo es todavía más y no solo porque se trata de un Presidente que no viaja al extranjero sino además, por las condiciones en las que se presenta el viaje, en medio de una terrible pandemia y de las elecciones en aquel país, en cuyas encuestas, Trump parece abatido en casi todos los sectores demográficos -solo gana en los blancos- y en todos los estados clave, incluyendo Texas, California y Nueva York; ya el tiempo dirá si el impulso de la visita es suficiente o solo quedará en la libreta de cuentas por cobrar de los demócratas, lo que si es cierto es que, ni los padres de aquella patria, ni de la nuestra vislumbraron al populismo haciendo de la suya 200 y tantos años después, por lo que ahí radica la grandeza de su lucha, nos garantizaron independencia para poder tener el tipo de gobernantes que quisiéramos, pero también, para poder cambiarlos.

P.D. Happy Fourth of July 🇺🇸

Estándar